NÉSTOR MAYA clausura su muestra , Más allá de la ilusión, 43 años de vida artística / obras emblemáticas, el domingo 28 de febrero, en el Ateneo

InvitaciónNéstorMaya3

 

NÉSTOR MAYA, Más allá de la ilusión
43 años de vida artística / obras emblemáticas

Néstor Maya expone desde la perspectiva de la memoria en la que fue su casa y donde realizó exposiciones históricas: el Ateneo de Caracas, en celebración doble. La palabra “Maya” en el hinduismo quiere decir “ilusión”. Por ello hemos titulado la muestra Néstor Maya, más allá de la ilusión. 40 años y pico de vida artística, 13 obras emblemáticas.
Una “fiesta de color” es su trabajo, predominantemente expresivo, producto de una suerte de azar ideado y ejecutado sin enmienda posible. Yuxtaposiciones sin mezcla en la paleta, entorchados delirantes urgidos de llenar espacios vacíos, todo ello y más conforman la estructura sobre la cual el artista Néstor Maya hila y teje su poesía barroca plástica.

Tres han sido sus iconos: un paisajismo imaginario propio gestualista, lúdico y escénico; una revisión de su memoria infantil; y un acercamiento al cuerpo femenino de una manera sintética y caligráfica. Asimila influencias del paisaje externo, de la arquitectura, de la literatura, de la fotografía y hace uso de diferentes vehículos o soportes. En sus telas están el verdor y las flores, las ventanas y las calles pueblerinas, la música, la imaginería religiosa y popular, los espacios (interiores y exteriores), son todos visiones de un ánima inquieta como la del artista, eminentemente cromática y explosiva. (Texto de Néstor Maya para la exposición Plurales objetos Singulares).

Néstor fue un adelantado para su tiempo, las carreteras desbordadas del soporte, las pieles vegetales, los fragmentos irónicos,… Había en él un experimentador nato junto a un artista que ama desde muy temprano lo que hace.

Antes de concluir los ´70, un grupo de artistas reanima el hacer de la plástica nacional. Son la originalidad, el atrevimiento y hasta el desconcierto. Se les llamó “movimiento generacional” o “la generación de relevo”, valorada y definida como de “múltiples acentos diferenciadores”. Entre esa gente nueva y emprendedora estuvo siempre el pintor, diseñador gráfico y fotógrafo Néstor Maya.
Época de los artistas formados en el Instituto de Diseño de la Fundación Neumann, que llenarán importante segmento del espacio expositivo, también tiempos de los Premios Ernesto Avellán y del Taller Metropolitano de Artes Visuales. “Más allá de la validez de las propuestas estéticas, estaba la postura crítica de estos noveles artistas”.
Después de un paréntesis, Néstor Maya regresa a la pintura y otros compañeros de generación suyos lo acompañan en los ´80: Lenin Ovalles, Luis Barreto, Rolando Peña, Carlos Quintana, Ernesto León, Carlos Zerpa, los hermanos Nelson y Abigaíl Varela, Pedro Terán, Eugenio Espinoza, Roberto Obregón y Miguel Von Dangel. En la década de los años 90, Néstor Maya frecuenta la tertulia y el intercambio artístico con Diego Barbosa, Claudio Perna, Ismael Mundaray y Luis Villamizar.

Ese es, sin más y sin menos, Néstor Maya un artista que a su modo fue pionero, innovador y original; y, hoy por hoy, es un artista que ha retomado caminos desandados, posicionándose de una manera y un modo propio de decir: ¨Volver a mi trazo o la cotidianidad de una línea que se recorre a sí misma ¨

Caracas, 19 de agosto del 2015

Carlos Maldonado-Bourgoin
Asociación Internacional de Críticos de Arte
AICA Capítulo Venezuela

 

 

Chaleco Néstor Maya

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s